fbpx
COLUMNISTAS

Nuevo ultraje yanqui contra Cuba

Quienes todavía dudan de la crueldad y el impacto del bloqueo yanqui contra Cuba, tienen ahora otra prueba irrefutable del daño que provocan las medidas tomadas por Donald Trump y que mantiene vigentes Joe Biden: no pudo viajar a La Florida la selección cubana de fútbol para participar este sábado en la Copa Oro porque Washington no otorgó las visas.

Algunos se preguntarán como es posible que dos países que restablecieron sus relaciones diplomáticas durante el mandato de Barak Obama, y tienen sus respectivas Embajadas en Washington y en La Habana, necesiten los cubanos viajar a terceros países para obtener el visado de ingreso a Estados Unidos.

El PERIÓDICO 26, que se edita en la oriental provincia cubana de Las Tunas, califica de “insólito” el hecho de que Cuba se quede sin Copa Oro y sea descalificada por la CONCACAF, la Confederación Regional de Fútbol.

Y es que Washington utilizó como pretexto, durante el mandato de Trump,  los llamados ataques sónicos que supuestamente sufrieron algunos de sus funcionarios, para cerrar su Consulado en La Habana, lo cual obliga a los cubanos que por cualquier motivo necesiten viajar a Estados Unidos, trasladarse a otros países para solicitar el visado ante los Consulados estadounidenses, sin garantías de que les sea otorgado.

El canciller cubano, Bruno Rodríguez, el mismo que el pasado 23 de junio presentó en la ONU la resolución contra el bloqueo yanqui que fue aprobada por 184 paises de los cinco continentes, puntualizó que el Gobierno de Estados Unidos no puede justificar la demora en otorgar el visado al equipo cubano de fútbol, el cual se disponía a participar en la Copa Oro y tramitó la solicitud con antelación en un tercer país, en este caso Nicaragua.

El bloqueo daña al pueblo cubano, a la CONCACAF y frustra los sueños deportivos, enfatizó el Ministro cubano de Relaciones Exteriores.

Onel Hernández, uno de los más destacados integrantes de la selección cubana de fútbol, twiteó que sus compañeros están llorando desconsolados después de más de un mes de preparación del equipo cubano en Guatemala y Nicaragua para estas eliminatorias en la Florida. Onel es un centrocampista cubano que juega con un equipo en Inglaterra e integra la selección de Cuba.

Resulta cuando menos irónico que la CONCACAF decrete la derrota de Cuba por no presentación en su compromiso de este sábado frente a la selección de Guyana Francesa.

Ante esta nueva acción anticubana la Asociación de Fútbol de Cuba emitió en La Habana una declaración en la cual denuncia que otra vez, cuestiones ajenas al deporte impiden a nuestro país competir en suelo estadounidense en igualdad de condiciones que sus rivales, con lo cual se echan por tierra los preceptos del juego limpio y los derechos legítimos de toda delegación deportiva.

El gobierno de Estados Unidos –recalca la Asociación Cubana de Fútbol–, no tiene ninguna justificación para negarnos la entrada a su país, y por ende impedirnos a competir en una lid de la que hemos sido parte en muchas ocasiones.

Tamaño irrespeto –concluye la declaración—merece no sólo nuestro más enérgico rechazo, sino la urgente atención de las instituciones deportivas internacionales. Los atletas cubanos, de hecho ningún atleta del mundo, debiera enfrentar un ultraje de esta naturaleza.

Y este ultraje yanqui se produce, para colmo, y como muestra de la crueldad de la política de Washington, en medio del bloqueo más prolongado de la historia, de una pandemia que ha causado estragos en el mundo, y en vísperas de un huracán que provocará nuevos daños en el archipiélago cubano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share via
Copy link
Powered by Social Snap