fbpx
Guerra Rusia Ucrania
COLUMNISTAS

Notas sobre el impacto económico del conflicto entre Rusia y Ucrania (IV)

IV

Es criterio de muchos especialistas que, más allá de las repercusiones económicas y políticas directas del conflicto, el mismo realmente se manifiesta como el origen de una nueva etapa en la situación geopolítica internacional.

Como se esbozó anteriormente en este trabajo, la guerra en Ucrania ha puesto en evidencia esencialmente, el enfrentamiento, por una parte, de las potencias capitalistas que han dominado hegemónicamente el mundo hasta el presente y por otro lado, un grupo de países emergentes o en desarrollo que no aceptan ese estado de cosas y están dispuestos a enfrentarlo, donde destacan las posiciones de Rusia y China, declaradas –en la reciente cumbre de la OTAN- como una amenaza y como un desafío respectivamente, al sistema de relaciones políticas y económicas internacionales del capitalismo como sistema.[1]

Si bien el hostigamiento a los países que se enfrentan al sistema dominante no es una novedad, cada día se evidencia más claramente la ruptura de un sistema de relaciones económicas internacionales que ha provocado, en lo inmediato, una crisis en la disponibilidad de los alimentos y los portadores energéticos en todo el mundo, a partir de la escasez relativa que se registra en el mercado y –consecuentemente- del disparo que se ha producido en los precios de numerosos productos y servicios.

Para tener una idea de la magnitud de lo que esto representa, veamos los pronósticos de la evolución de la economía mundial en 2022.[2]

TABLA Nº 1.- Impactos del conflicto bélico entre Rusia y Ucrania en el crecimiento mundial previsto antes del conflicto y en estos momentos

Regiones y países Pronósticos del año en Enero de 2022 Pronósticos del año en Abril de 2022 Variación
PIB Mundo 4.4% 3.6% -0.8%
Países capitalistas desarrollados 3.9 3.3 -0.6
Estados Unidos 4.0 3.7 -0.3
Eurozona 3.9 2.8 -1.1
Japón 3.3 2.4 -0.9
Países emergentes y subdesarrollados 4.8 3.8 -1.0
China 4.8 4.4 -0.4
India 9.0 8.2 -0.8
Rusia 2.8 -8.5 -11.3
América Latina y el Caribe 2.4 2.5 +0.1
África subsahariana 3.7 3.8 +0.1
Comercio mundial 6.0 5.0 -1.0

Fuente: IMF “World Economic Outlook. April 2022” www.imf.org

Como puede apreciarse de los datos anteriores, producto de la guerra de Ucrania el crecimiento mundial se pronostica que disminuya cerca del 1% en el presente año, si se le compara con el pronóstico realizado en enero de 2022.[3] Por otra parte, los mayores impactos se registran en la Eurozona –muy afectada por su situación energética por sus vínculos con Rusia-, los países emergentes y subdesarrollados y en el comercio mundial, además de la caída prevista para la economía rusa.

Desde el punto de vista del impacto en el precio de los portadores energéticos, los alimentos y otros productos durante este año, la situación es la siguiente, según pronósticos del Banco Mundial. De forma global, los precios de la energía se prevé que se incrementen un 50% en 2022, mientras que otros productos básicos elevarán sus precios un 19.2%, incluyendo los alimentos que aumentarán un 22.9% y los minerales y metales, que subirán precios en un 15.8%.

Examinado el pronóstico en un grupo de productos específicos, los incrementos más notables se registran en el gas natural en Europa, que se venderá a un precio que crece un 111%; los fertilizantes que se cotizaran un 69.3% más caros; el níquel que aumentará el precio un 51.6%; el trigo (referencia de EE.UU.) que crecerá un 42.7%; el petróleo Brent que elevará su precio un 42%; la carne de pollo que lo hará en un 41.8% y el aceite de soya que incrementará su precio un 30%,

En este punto también cabe destacar que el 30% del trigo que se consume en el mundo proviene de Rusia y Ucrania, donde un número de países presentan un porciento superior al 20% de su consumo proveniente de estos suministradores. Tal es el caso de Grecia, Noruega, Turquía, Tunes, Israel, Egipto, Indonesia y Suráfrica, los cuales se han visto afectados por la imposibilidad de embarcar por vía marítima los alimentos, producto del bloqueo de los puertos del Mar Negro en Ucrania por parte de Rusia.[4]

Especialmente en el caso de los alimentos, los incrementos de precios ocurren en un escenario en el que en el 2021 se evidenciaba una situación preocupante en tanto que ya entre 2018 y 2020 la prevalencia de la inseguridad alimentaria aumentó al 10.5% de la población mundial, alcanzando un 26,2% en los países de bajos ingresos y donde un 28.9% de la población se consideraba subalimentada en este último grupo de países.[5]

En síntesis, el conflicto que se desató en febrero pasado sumó mayores dificultades al ya de por sí complejo escenario producto de la pandemia de la COVID 19 en 2020 y 2021.

En los momentos en que se redacta este trabajo continúan los combates sin que se avizoren negociaciones que conduzcan a la paz y donde prevalece la posición de Occidente que apunta a provocar un desastre económico para Rusia alargando la contienda.

Sin embargo, las medidas adoptadas contra el gigante euroasiático lo que han contribuido realmente es a agudizar la crisis que ya existía previamente en la economía mundial, con efectos recesivos graves, especialmente en Europa occidental, sin que se pueda descartar una nueva crisis global en 2022 o 2023 tomando en cuenta el impacto de esta política de sanciones.

Finalmente, una vez más se ha puesto de manifiesto la política estadounidense de provocar conflictos donde otros carguen con los costos económicos, políticos y sociales para asegurar la obtención de ganancias monopólicas extraordinarias por el gran capital de Norteamérica, incluyendo su industria militar.

No obstante, ello ha sido a costa de erosionar más las bases de la propia economía de EE.UU., que ha disparado a nuevos niveles sus déficits presupuestarios y la tasa de inflación.

 

[1] Ver “Estrategia de la OTAN, acusa a China de desafiar sus intereses y califica a Rusia como su amenaza más directa” Junio 29 2022  www.cubadebate.cu

[2] Se han utilizado como base fundamental para este análisis los siguientes documentos: IMF “World Economic Outlook. April 2022” www.imf.org, World Bank “Commodity Markets Outlook. April 2022” www.openknowledge.worldbank.org y CEPAL “Repercusiones en América Latina y el Caribe de la guerra en Ucrania: ¿Cómo enfrentar esta nueva crisis? Junio 6 de 2022  www.cepal.org

[3] Estos pronósticos parten del supuesto implícito de la finalización del conflicto en un plazo breve. Una prolongación de la guerra o un conflicto de mayores proporciones complicaría notablemente la situación, económica, además de los costos humanos y sociales que esa situación supone.

[4] Cabe apuntar que Rusia ha propuesto soluciones humanitarias a este problema que no han fructificado.

[5] Ver FAO “El estado de la seguridad alimentaria y la nutrición en el mundo 2021” www.fao.org

Notas sobre el impacto económico del conflicto entre Rusia y Ucrania (III)

Notas sobre el impacto económico del conflicto entre Rusia y Ucrania (II)

Notas sobre el impacto económico del conflicto entre Rusia y Ucrania (I)

José Luis Rodríguez
José Luis Rodríguez
Asesor del Centro de Investigaciones de la Economía Mundial (CIEM). Fue Ministro de Economía de Cuba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share via
Copy link
Powered by Social Snap