En anteriores trabajos —“Su Majestad, la Mayúscula” y “Más sobre mayúsculas y minúsculas…”— he abordado las principales dificultades que se afrontan con respecto a este tema, que, como he repetido, constituye hoy por hoy la mayor dificultad ortográfica en nuestros medios y en la población, en general.

Aunque en esos artículos abordé los errores más frecuentes, la realidad es que el asunto se complica si analizamos que hay palabras en las que el uso de la mayúscula adquiere un valor distintivo. Veamos:

  • Acción y efecto de gobernar o gobernarse. / Empleo, ministerio y dignidad de gobernador. / Distrito o territorio en que tiene jurisdicción o autoridad el gobernador. / Edificio en que tiene su despacho y oficinas. Sin embargo, Gobierno es el “conjunto de los ministros de un Estado”. Junto a esta acepción, el Diccionario de la Real Academia Española (Drae) precisa: “ORTOGR. Escr. con may. inicial”.

Y lo mismo pasa con ejército, armada, aviación, policía e iglesia. Estos sustantivos se escriben con inicial mayúscula solo cuando se refieren a las siguientes acepciones:

  • “conjunto de los órganos de gobierno de un país soberano”.
  • Ejército. “conjunto de fuerzas aéreas o terrestres de una nación”.
  • “conjunto de fuerzas navales de un Estado”.
  • Aviación. “cuerpo militar que utiliza este medio de locomoción para la guerra”.
  • Policía. “cuerpo encargado de velar por el mantenimiento del orden público y la seguridad de los ciudadanos”.
  • “Cada una de las comunidades cristianas que se definen como tal”: católica, luterana, anglicana, presbiteriana…

De modo que estos sustantivos comunes se convierten en propios y se escriben con inicial mayúscula cuando designan entidades u organismos de carácter institucional —vale aclarar que algo similar ocurre con el término administración referido al gobierno de algunos países o “equipo de gobierno que actúa bajo un presidente”, acepción en la que llevaría mayúscula inicial.

Así escribiremos Policía (cuerpo) y policía (agente o agentes); Iglesia (comunidad cristiana) e iglesia (edificio); Ejército (institución militar) y ejército (las tropas).

También los plurales de esas palabras en su sentido institucional se escriben con mayúscula, por ejemplo, los Gobiernos cubano y norteamericano.

Podrá parecer sencillo y claro; pero lo cierto es que en el contexto no siempre resulta fácil determinar si la frase, digamos, “gobierno de Estrada Palma” se refiere al modo de gobernar de este presidente (minúscula) o al equipo o conjunto de ministros (mayúscula), o si en “perseguido por la policía batistiana” se habla de la institución policial (mayúscula) o a los agentes de esa fuerza (minúscula).

Como ven, el asunto requiere un poquito de reflexión.

Deja un comentario

Cubaperiodistas se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.