fbpx
OTRAS NOTICIAS

Código de las Familias, un proyecto a favor de Cuba

El ministro de Justicia de Cuba, Oscar Manuel Silvera Martínez, dio a conocer que el anteproyecto del Código de las Familias —documento coherente con el texto constitucional y que desarrolla y actualiza las diversas instituciones jurídico-familiares en correspondencia con el carácter humanista del proceso social cubano— se encuentra disponible en el sitio web del organismo.

Junto con su publicación, también se habilita el correo electrónico familias@minjus.gob.cu mediante el cual serán recibidos los criterios y opiniones de la población acerca del documento. En tal sentido, Silvera subrayó que este proceso no sustituye la consulta popular, sino que se trata de tener en cuenta los planteamientos que se hagan para elaborar así un mejor anteproyecto.

De ese modo, a partir del resultado de los análisis que se deriven será elaborada una nueva versión del anteproyecto que será sometida a la aprobación de los diputados de la Asamblea Nacional del Poder Popular en diciembre de este año y que, oportunamente, se publicará con vistas al proceso de consulta popular, que concluirá con el desarrollo del referendo. Al mismo tiempo, se acordó iniciar un proceso de consultas especializadas que permita perfeccionar el  contenido del anteproyecto.

Por su parte, Yamila González Ferrer, vicepresidenta de la Unión de Juristas de Cuba, explicó los elementos principales recogidos en el documento del Código de las Familias. Entre mencionó que protege a todas las expresiones de la diversidad familiar y el derecho de cada persona a constituir una familia, en coherencia con los principios constitucionales de pluralidad, inclusión y dignidad humana.

El nuevo documento, cuya versión 22 fue publicada en la jornada de este miércoles para estudio y consulta popular, contiene la impronta y las esencias del pensamiento de la heroína y fundadora de la Federación de Mujeres Cubanas Vilma Espín Guillois, subrayó la experta al intervenir en el programa radiotelevisivo Mesa Redonda.

González Ferrer llamó la atención sobre el reconocimiento del derecho de las mujeres a un uso equilibrado del tiempo, que implica el cumplimiento de responsabilidades, pero en igual medida los espacios y las condiciones para su empoderamiento y desarrollo integral.

Incluye, además, una fuerte protección contra la violencia basada en género; regula cuestiones vinculadas al cuidado familiar, que normalmente recae en la mujer, y refuerza el valor económico del trabajo en el hogar, señaló.

A tono con las convenciones internacionales, significó que el anteproyecto recoge importantes consideraciones, observaciones y recomendaciones realizadas a Cuba por comités de expertos.

Recoge en su esencia la realidad social, la realidad jurídico-familiar que existe en nuestra sociedad, es un reflejo de la misma y trata de darle soluciones a los diversos y complejos conflictos que existen en esta realidad. Es un proyecto que va a tener un impacto en todas las familias cubanas, dijo.

Añadió que la diversidad está presente a nuestro alrededor, en nuestras comunidades. Cuando vemos más allá de una familia tradicional, también vemos familias constituidas por una madre y sus hijos, un padre que cría solo a sus hijos, personas adultas, familias homoafectivas, una diversidad tremenda de familias que el Código tiene la responsabilidad de acoger en su contenido.

El anteproyecto fortalece la responsabilidad familiar desde el punto de vista emocional, educacional, formativo y económico en la atención a sus miembros y además sitúa el amor, el afecto, la solidaridad y la responsabilidad en lo más alto de los valores familiares.

En el propio espacio, Ana María Álvarez-Tabío Álbo, profesora titular de la Facultad de Derecho de la Universidad de La Habana, dijo que en el anteproyecto del nuevo Código de las Familias cubanas se fortalece la presencia y el papel que juegan los niños, niñas y adolescentes dentro del espacio familiar.

La especialista resaltó que el documento publicado en el sitio digital oficial del Ministerio de Justicia, bebe de la Convención sobre los derechos del niño, y la protección vista de manera integral.

Recalcó, además, que la familia es de las instituciones más impactadas en los últimos 30 años por la incidencia de factores como el desarrollo de los medios tecnológicos de la comunicación, las ciencias médicas, y otros saberes, que impactan también en la filiación como gran institución dentro del Derecho familiar.

Comentó que la filiación es la relación entre madres, padres, con sus hijos e hijas, y es importante que el pueblo cuando analice el nuevo documento compruebe que los preceptos constitucionales tienen su desarrollo y reflejo mucho más extendido en este texto sustantivo familiar.

La filiación es de las instituciones que más transformaciones ha sufrido porque ya no es solo el elemento consanguíneo, biológico, el que tiene la primera importancia dentro de las relaciones de filiación, se suma una que también históricamente ha existido y es la adoptiva, explicó.

La experta dijo que hay que encontrar las razones de los bajísimos niveles de autorización de adopción en Cuba a pesar de que hay muchos niños, niñas y adolescentes con posibilidades de ser acogidos en el espacio familiar. La evolución de la adopción cambia su fundamento y abraza como esencial la protección de la niñez que esté en cualquier estado de abandono o desventaja. (Con información de Radio Rebelde y la ACN)

Lea también:

A la violencia, cero brecha

La discapacidad en la legislación civil y familiar cubana

Pelayo Terry Cuervo
Pelayo Terry Cuervo
Periodista y corresponsal de guerra en Etiopía. Forma parte del equipo de Cubaperiodistas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share via
Copy link
Powered by Social Snap