Por Aylin Herrera Reyes y Mario Miguel Rodríguez, estudiantes de Periodismo

La cuarta edición del coloquio Martí comunicador, organizado por la Asociación Cubana de Comunicadores Sociales (Accs) y desarrollado este 25 de enero en el memorial capitalino que lleva el nombre del Apóstol cubano, estuvo dedicada a resaltar toda la obra periodística martiana y su posicionamiento en la Comunicación Social.

Al respecto, Humberto Fabián Suárez, vicepresidente primero de la Accs, expresó que “todavía está por escribirse la labor de Martí como comunicador pues, solo se ha resaltado su papel como periodista y gran orador pero, falta investigar sobre toda la articulación que logró en el Partido Revolucionario Cubano, en las distintas delegaciones y los Concejos de Gobierno y con los patriotas de la Isla, lo cual evidencia el esfuerzo de comunicación organizacional”.

El realizador audiovisual Jorge Oliver fue uno de los panelistas invitados al encuentro, espacio propicio para la presentación de dos capítulos de su serie animada Mi bandera, realizada en los Estudios de Animación del Instituto Cubano del Arte e Industria Cinematográficos (Icaic).

Galardonada en la categoría de Audiovisuales en el pasado Festival de Creativos Habana 2018, Mi bandera, al decir de Oliver, “retoma algunos de los temas de la historia de Cuba, en este caso la enseña nacional, y tiene como propósito llegar a la educación primaria en el país, específicamente, al primer y tercer grado de escolaridad, a pesar de lo difícil que resulta captar la atención de ese grupo etario”.

Asimismo, fue presentado el cortometraje Los dos príncipes, de los realizadores Yemelí Cruz y Adanoe Lima, de los Estudios de Animación del Icaic, basado en el poema homónimo martiano, el cual resultó ganador del Premio Especial del Jurado de Animación en la edición 39 del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana.

Este audiovisual, según expresó su productora Andrea Fabiani, resulta conmovedor no solo porque se trata de una obra de Martí sino, porque aborda la muerte de un hijo y la laceración que sus padres sienten.

Fabián Suárez propuso algunas estrategias de cómo hacer llegar a los centros de estudio y bibliotecas productos como Mi bandera y Los dos príncipes para que los estudiantes puedan acceder a ellos y erradicar aquellas lagunas existentes sobre la historia nacional cubana.

También fue presentado el proyecto de la exposición Exclavos, Martí y Yo, del profesor y Premio Nacional de Diseño, Roberto Chávez Miranda quien utiliza clavos y martillos, amparados por la vigencia de aforismos martianos que aportan una mirada patriótica y cotidiana a sus obras.

Durante el encuentro, los miembros de la Accs colocaron una ofrenda floral en homenaje al aniversario 166 del natalicio del Apóstol José Martí.