Francisco Soriano Bermúdez, Pancho, un hombre de radio en Matanzas (Foto:JMD)

Más de cuarenta años dedicados a la radio, una memoria prodigiosa para rememorar efemérides, acontecimientos, resultados y protagonistas de los hechos más importantes de las últimas cuatro décadas relacionados con la actividad del músculo y conocimientos profundos sobre las técnicas de cada uno de los deportes, acompañan al locutor, periodista y narrador deportivo Francisco Soriano Bermúdez.

Recientemente condecorado con el Micrófono de la Radio y el sello Aniversario 95 de la Radio Cubana, Pancho responde diligente ante la solicitud de entrevistarlo, como casi siempre cuando se trata de ayudar a los más jóvenes. Sonríe nervioso aún y, a pesar de los múltiples reconocimientos que ha cosechado en tantos años de excelente labor, no alcanza a disimular sus emociones ante tan especial distinción.

“Representa mucho para mí porque es como un reconocimiento a los más de 45 años que he dedicado a esta profesión, con mucho amor, sin medir salarios ni sacrificios. Tuve el placer de compartir con grandes compañeros y amigos que me orientaron como  Manolo García, David Segura Núñez, Ricardo Medina, Argilio Rodríguez.

“Nunca olvidaré que ellos formaron parte importante en mi quehacer como locutor o narrador deportivo. Este es un estímulo muy grande, creo que es una de las más altas distinciones que otorga la radio cubana y se debe también a mi entrega a mi país y a mi emisora.”

Soriano llegó a la radio con el impulso creador de los años de juventud. Aunque su entrada al medio se produjo de una manera inaudita, rememora, no desaprovechó ni un instante y se forjó, como los grandes, al lado de quienes le proporcionaron la apacible sombra de los conocimientos.

“Yo llegué a la radio de una manera increíble: estaba jugando pelota y hablaron conmigo ante la necesidad de comentar un juego de beisbol. Lo hice y allí empezó mi carrera profesional a los 19 años. Nunca imaginé el poder sentarme ante un micrófono.”

Imposible es que, desde su humildad y agradecimiento, olvide a los profesionales que lo ayudaron a forjar su camino hasta convertirse en uno de los narradores-comentaristas deportivos más reconocidos a nivel nacional. “Considero que siempre, en la calle o en las escuelas, hay personas mejores que uno y me complace mucho ayudar a los más jóvenes.”

Luego de transmitir Juegos Olímpicos, campeonatos mundiales y regionales, con la experiencia de los programas informativos de la radio matancera, el Elegante de Cárdenas se sabe heredero de una vasta tradición de profesionales de los medios de comunicación audiovisuales, enseñanzas que ahora pone a disposición de quienes se inician en el mundo de la actividad física.

“Me ha tocado vivir una etapa muy importante. He tenido el privilegio de disfrutar acontecimientos deportivos trascendentales en nuestro país, vivir los mejores momentos del deporte en Cuba. Una de las experiencias más difíciles a las que me enfrenté fue la de las olimpiadas de Beijing, donde narré 8 deportes.

“La experiencia de compartir con grandes como Bobby Salamanca, Eddy Martin, Rubén Rodríguez, Héctor Rodríguez, así como los colegas de Matanzas Jorge Arturo Castellanos, Ricardo Medina y, más recientemente, el joven Dayron Medina, ha sido trascendental en el devenir de mi carrera.”

Su quehacer profesional le ha avalado, entre otros premios, la condición de Vanguardia Nacional por cinco años consecutivos; al recibir la Orden José Ramón Arencibia se convirtió en el primer corresponsal deportivo voluntario en alcanzar tal reconocimiento.

Ha participado en programas radiales en el extranjero en disímiles ocasiones; mas, él prefiere regresar siempre a este lado del mundo. “Tengo una experiencia muy reciente en Estados Unidos. Hace poco tiempo me invitaron a participar en un programa de APM.

“Uno siempre teme por las preguntas que puedan hacerle en estos contextos donde suelen malintencionar la presencia de los cubanos. Pero mi satisfacción muy inmensa cuando en un medio tan amplio como este te reconocen y  te preguntan sobre el Palmar de Junco, Lázaro Junco o Fernando Sánchez.

“Eso habla del reconocimiento y el respeto que se siente en el mundo por estos peloteros cubanos que marcaron una etapa brillante de Cuba y representan la gloria de nuestros movimiento deportivo, a pesar de que no nos encontremos en una buena etapa.”

Pancho Soriano pertenece a la invaluable historia de narradores, comentaristas y periodistas que han sabido poner en alto el nombre de la Mayor de las Antillas dentro del movimiento deportivo internacional.

Desde Radio 26, a los 71 años, este maestro de generaciones continúa engrandeciendo con su voz los acontecimientos deportivos más importantes que ocurren en Matanzas, Cuba y el mundo.

Jessica Mesa Duarte / Cubaperiodistas

Ver además

La AHS otorga premio “Maestro de Juventudes”

La Asociación Hermanos Saíz (AHS) hizo entrega este jueves del premio Maestro de Juventudes, máxima condición que otorga la organización juvenil.

Comentarios

Cubaperiodistas se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.