Otra salvaje declaración contra Venezuela

El subsecretario adjunto de Estado para Latinoamérica, Francisco Palmieri. El subsecretario adjunto de Estado para Latinoamérica, Francisco Palmieri.

La agencia española EFE tituló así un despacho cablegráfico que hizo llegar el viernes desde Nueva York: “Estados Unidos pide revocatorio este año y anima oposición de Venezuela a seguir protestas”.

El medio aclaró que insiste en celebrar ese referendo pese al anuncio oficial de no convocarlo hasta 2017.

También consideró “muy alentador” que la oposición venezolana siga comprometida en organizar protestas a gran escala por ese tema.

¿Quién hizo tales pronunciamientos?

El principal subsecretario adjunto de Estado para Latinoamérica, Francisco Palmieri.

Pero fue aún más lejos, e hizo constar su decepción porque el Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela anunció que el referendo promovido por la ultraderecha no podrá celebrarse hasta 2017.

“Debería haber un proceso oportuno y justo de referendo revocatorio que se lleve a cabo este año”, dijo Palmieri en una conferencia de prensa en Nueva York.

Luego el funcionario del Departamento de Estado se auto-preguntó:

“¿Qué puede hacer Estados Unidos al respecto? Respetamos la soberanía de Venezuela y reconocemos que este es un proceso que el pueblo venezolano tiene que llevar a cabo”.

(…) “Seguiremos insistiendo en que los proceso democráticos constitucionales en Venezuela se respeten”, manifestó el funcionario estadounidense.

Cabe recordar que, desde hace meses, Washington ha tomado virtualmente en sus manos la mencionada consulta, que solo incumbe a los venezolanos.

Su oposición pro-estadounidense llega a exigir que el referendo revocatorio se efectúe antes del próximo 10 de enero, inicio del cuarto año del mandato de Nicolás Maduro.

El subsecretario Palmieri no tuvo a menos seguir actuando como una suerte de vocero de la ultraderecha de Caracas al decir:

“La Mesa de Unidad Democrática ha dejado claro que seguirán con protestas pacíficas y a gran escala para demostrar las necesidades y deseos del pueblo venezolano”.

Con impúdico lenguaje agregó que proseguirán su diálogo con el Ejecutivo suramericano sobre el tema y ofreciendo ayuda a su pueblo y Gobierno.

Brutal forma de hablar a una nación independiente y soberana con palabras que hacen recordar la lógica de los asaltantes de caminos.

¿Cuál es la lección brindada este viernes por el subsecretario estadounidense Palmieri?

En primer lugar, la forma utilizada para expresar sus criterios anti-venezolanos hace recordar al famoso elefante del cuento en la cristalería.

Y en segundo lugar, que ese país suramericano y otros igualmente progresistas del área hacen frente a un enemigo no confiable y capaz de todo para imponer –o recuperar- su hegemonía.

Aún cuando le resulte imposible borrar lo sucedido en la recién finalizada Décimo Séptima Reunión Cumbre de los Países No Alineados en la isla venezolana de Margarita.

Allí representantes de sus 120 naciones eligieron a Venezuela como su nuevo Presidente durante los próximos tres años.

Fuente: Cubasi